A la puerta de casa, en Ciudad Rodrigo